Diarreas en los perros y su manejo

Esta vez voy a hablaros de un tema un poco desagradable aunque bastante común… las diarreas en perros:

Es relativamente frecuente que un perro tenga diarrea o las deposiciones blandas de vez en cuando. Con unas sencillas reglas, esto se puede arreglar en 24h o 48h.

En La Residencia Canina Las Brañas el 99% de las diarreas o deposiciones blandas se solucionan sin necesidad de asistencia veterinaria siguiendo estas sencillas pautas.

 Normas a seguir en caso de diarrea:

Lo primero y principal: Ayuno de comida 24 horas y tener siempre disponible agua limpia.

Esto es importante, aunque os de pena y el perro pida comida debéis ser firmes con esto ya que es la manera más rápida de atajar la diarrea.

Después se procederá de la siguiente manera:

  1. Si durante estas 24 h el perro empieza a hacer deposiciones normales: pasadas las 24h. se le ofrecerá la mitad de la ración normal que comería el perro, en ningún caso se le dejaría comer lo que el perro quisiera.
  2. Si en estas 24 h el perro hiciese 1 o 2 deposiciones blandas: pasadas las 24h. se le ofrecerá una dieta de arroz blanco con unas pocas bolitas del pienso habitual y en unos 2 o 3 días se iría cambiando a la alimentación de siempre.
  3. Si en estas 24h el perro hiciese  3 o más deposiciones blandas o líquidas y/o que el perro devuelva: se irá al veterinario habitual antes de 12 horas para que el perro no se deshidrate.
Teckel comiendo basurillas del campo

Teckel comiendo “basurillas” del campo. Es frecuente que esto cause diarreas

En el caso de que aparezca diarrea pasadas las 24 horas después de volver de la residencia, habría que pensar primero en un exceso de ingesta al volver a casa. Es relativamente frecuente, que estas diarreas que aparecen 24 horas después de salir de la residencia estén causadas porque los dueños no retiran el plato de comida pasados 10 minutos y/o porque dejan el plato de comida puesto todo el día. En este caso algunos perros ingieren mucha comida y la diarrea es causada por exceso de ingesta.

En la residencia canina la mayor parte de las diarreas que se presentan son causadas por estrés o por adaptación al nuevo sitio. Estas diarreas son las que se tratan bien con manejo.

En caso de diarreas por causas infecciosas, envenenamientos, ingesta de cuerpos extraños no digeribles lo normal es que no se arreglen con manejo y es necesario ir al veterinario. También es necesario acudir al veterinario si la diarrea va acompañada de decaimiento, fiebre, vómitos, etc.

Las diarreas causadas porque nuestro perro ha comido algo fuera de lo habitual o porque han comido en exceso, son las ideales de resolver con las normas anteriormente expuestas. Si el perro ha comido un cuerpo extraño que no es capaz de expulsar o digerir habrá que acudir al veterinario.

Esto es un nuevo ejemplo de cómo resolver un problema con nuestros animales domésticos a través del manejo.

Saludos y ladridos: Juan H. Koers