Nekomata – El Gato de la Cola Dividida

Traducido del Mujara de Mizuki Shigeru, del Yokai Jiten, la versión japonesa de Wikipedia, y otras fuentes

Atente de mantener a tu dulce y paciente gato doméstico por un tiempo muy prolongado. Según el folcklore japonés, una vez que el venerable felino llega a una edad suficientemente avanzada, su cola se dividirá en dos y empezará a andar sobre sus patas traseras. En ese momento, tu gato comenzará su nueva vida como nekomata, un tipo de yokai felino de cola dividida.

¿Qué significa Nekomata?

Nekomata es una palabra difícil de traducir. Muchos de los nombres de yokai dependen del kanji, y nekomata puede escribirse de tres formas diferentes. Todas ellas son pronunciadas de la misma manera. La forma más antigüa es 猫また, que usa el kanji de gato 猫(neko), con el resto escrito en hiragana. Las palabras escritas en hiragana no tienen un significado inherente y a menudo la definición sólo puede ser supuesta.

Una variación más tardía escribe nekomata como 猫股 la cual usa el kanji 猫(neko) para gato, pero usa 股 (mata) que significa bifurcado. El significado del conjunto es sencillo, y se traduce descriptivamente como “gato bifurcado”.

Pero la variante más común es la más confusa. Nekomata se escribe comúnmente como 猫又, que combina 猫(neko) con又(mata) que significa “otra vez”. Esta versión se traduce literalmente como “el gato otra vez”, pero la razón de esto entra en disputas. Algunos dicen que viene de las colas divididas, siendo “mata” un contador numérico para contar colas, mientras que otros opinan que se refiere a la segunda vida del gato como nekomata, significando “otra vez gato”.

Sin embargo, ambos kanjis parecen ser adiciones a posteriori que intentan explicar una palabra ya existente, lo que podría llamarse etimología popular. En su forma original, con “mata” escrito en hiragana, se cree que se relaciona de algún modo a la imagen del nekomata viviendo en el bosque como si de un mono se tratara, saltando de árbol en árbol. Todas estas suposiciones, sin embargo, son pura especulación. Nadie sabe realmente qué significa nekomata.

El Período Kamakura – El Nekomata de las Montañas

La gran mayoría de los yokai japoneses nacieron durante el período Edo, pero el nekomata tiene raíces más antigüas. La primera mención del nekomata aparece durante el período Kamakura (1185-1333), donde se menciona en los apuntes literarios de Yoshida Kenko en su rollo de papel Tsurezure-gusa (徒然草; La Cosecha del Ocio, también conocido como Ensayos en la Ociosidad). Yoshida escribió “En lo profundo de las montañas existe una criatura llamada nekomata. Se dice que se alimenta de humanos.” Aproximadamente en el mismo período, Fujiwara Sadaie dató en el rollo Meigetsuki (明月記; El Registro de la Luna Clara, a veces llamado Diario de la Luna Clara) que el 8 de Agosto del primer año de Tenpuku (1233) en Nanto (hoy en día la prefectura de Nara) un nekomata de las montañas había matado y devorado a varias personas.

Estos son registros típicos del período Kamakura sobre el nekomata. Más allá del bizarro gato de cola dividida de los registros modernos, el antigüo nekomata era una bestia temible de las montañas, que se rumoreaba que atacaba, mataba y devoraba humanos que se hubieran aventurado demasiado en lo profundo de los recovecos montañosos. Una descripción física aparece en el Meigestu-gi describiendo al nekomata como “con ojos como los de un gato y el cuerpo del tamaño de un gran perro.”

No había ningún matiz sobrenatural en estos registros del nekomata del período Kamakura, y era tratado como cualquier otro depredador montañoso. No se sabe si estos registros estaban basados en una criatura existente; se han encontrado fósiles que evidencian la existencia de un pequeño tigre prehistórico japonés, y los tigres eran comúnmente importados desde China, por lo que puede que alguno hubiera podido escaparse y llegar al bosque. Se ha sugerido que las leyendas antigüas del nekomata estén basadas en animales infectados de rabia, lo cual explicaría su tendencia de seguir y atacar a humanos. Pero nuevamente, es pura especulación.

Principios del Período Edo – El Nekomata Sobrenatural

Como cualquier leyenda urbana que se precie, las historias del nekomata empezaron a cambiar a medida que se contaban, y con el paso de los años el nekomata fue aumentando de tamaño. En 1685, en el libro Shincho Monjyu (新著聞集; Una Colección Literaria de Nuevas Audiencias) se describe al nekomata como un ser más grande que un jabalí salvaje. En 1775 el libro Waku-shiori (倭訓栞; Una Selección de Personajes Chinos) describe al nekomata como un gran león o pantera, con un rugido que reverbera entre las montañas. En 1809, en el libro 寓意草 el nekomata es descrito como un ser de más de seis pies de largo (1’83 metros aproximadamente) y lo suficientemente grande como para poder llevar un perro en su boca.

Mediados del Período Edo – El Nekomata Entra en Casa

La verdadera transformación de las leyendas del nekomata se produjo a mediados del período Edo. Mientras que las montañas seguían considerándose morada de grandes bestias, surgió la creencia de que el nekomata evolucionaba de gatos caseros comunes que habían vivido durante un largo tiempo. Cuando los gatos envejecían lo suficiente cambiaban de forma y abandonaban sus hogares para comenzar su nueva vida como nekomata en las montañas. Por eso, se consideraba peligroso mantener un gato en tu casa por un largo período de tiempo.

Esta creencia fue expuesta por Yusoku Kojitsu e Ise Fudatake, quienes escribieron en sus respectivos libros Ansei Zuihitsu (安斎随筆; Apuntes Literarios de Ansei) y Kazusai no Neko (数歳; Gatos de Diversas Edades) que la cola de los gatos ancianos se dividiría en el momento de la transformación. El erudito Arai Hakuseki popularizó esta nueva creencia en sus ensayos sobre gatos misteriosos que eran impresos en periódicos de gran tirada.

Uno de los registros más famosos sobre el nekomata es el que aparece en el Yamato Kaiiki (大和怪異記; Historias Misteriosas de Japón) de 1708, la historia de El Fuego del Nekomata (猫股の火) que cuenta la historia de un samurai cuya casa es invadida por una especie de actividad poltergeist que sólo cesa cuando el gato familiar es asesinado y se descubre que tiene dos colas. Esta historia fue adaptada posteriormente por  Mizuki Shigeru en su comic Nekomata.

Esta versión del nekomata ha desbancado completamente las creencias del período Kamakura, y es casi imposible encontrar una representación moderna del nekomata donde no aparezca como un monstruo de cola dividida.

Arte sobre el Nekomata

Durante el período Edo, se publicaron libros de referencias pictográficas llamados zukan, incluyendo los populares kaidan emaki (manuales kaidan ilustrados). El nekomata aparecía regularmente en estos manuales.

La ilustración posiblemente más famosa sobre el nekomata viene del libro Hyakki Zukan (百怪図巻; Un Manual Ilustrado de Cien Cuentos Extraños) de Sawagi Sushi. Sawagi dibujó una irónica y poco convencional imagen de un nekomata aparentando ser una mujer joven tocando un shamisen. En aquella época, el shamisen se fabricaba con la piel estirada de gatas, y el gato parece estar cantando una canción melancólica mientras toca un instrumento hecho posiblemente de algúna pariente. Además, el hecho de que el nekomata esté vestido de geisha puede ser una posible referencia a una geisha cuyo apodo era “Gata”.

La ilustración del sekien de Toriyama de un nekomata de su Gazu Hyakki Yako (画図百鬼夜行; El Desfile Nocturno Ilustrado de los Cien Demonios)  está también tintado de humor. Su ilustración muestra tres gatos, uno de ellos siendo un nekomata de cola dividida y los otros dos gatos comunes. El nekomata parece estár fardando de poder andar sobre sus patas traseras, mientras que el gato más joven intenta imitarle sin éxito, ya que aún no es lo suficientemente anciano como para transformarse.

Como muchas de las criaturas del folcklore japonés, en la época actual el nekomata es representado como una criatura mona, sin nada que ver con el la feroz bestia come-hombres del período Kamakura. Probablemente el nekomata más famoso de la actualidad sea el personaje Kirara del manga InuYasha.

Nekomata y Otros Gatos Sobrenaturales

Japón está lleno de gatos sobrenaturales y tradición acerca de gatos, donde el nekomata es sólo uno de ellos. Por el destello de los ojos de los gatos y su naturaleza misteriosa, se ha pensado desde la antigüedad en su naturaleza sobrenatural, y se cree que son capaces de echar maldiciones. Se decía que matar un gato resultaría en siete vidas de reencarnación desfavorable.

Otro yokai felino incluye el kasha (火車), un tipo de demonio que surgía de un gato perteneciente a alguien que había muerto. Si la gente no tenía cuidado, el gato se transformaría en un kasha y robaría el cadáver antes de que se pudiera oficiar un funeral. Los nekomata se confunden a menudo con los bakeneko (化け猫), otra transformación gatuna, aunque son dos criaturas diferentes.

Aún se pueden encontrar trazos evidentes de las creencias sobre el nekomata en nombres de lugares a lo largo de Japón. En la provincia de Echu (actualmente prefectura de Toyama) hay una montaña de la que se decía que era lugar de varios asesinatos de nekomata, llamada Montaña Nekomata, y en la provincia de Aizu (actualmente prefectura de Fukushima) una montaña llamada Pico Nekomata tiene muchas leyendas asociadas con él.

Nota de la Traducción Inglesa:

Este post es una petición del lector Aub Driver, quien estaba buscando referencias para un tatuaje de nekomata. Encontré muchas historias, pero no tantas imágenes. ¡Lo siento, Aub! ¡Espero que al menos este artículo te sirva de inspiración!

Nota de la Traducción Española:

Podemos encontrar otra clara referencia al nekomata en la actualidad en el manga Shaman King de Hiroyuki Takei, un nekomata llamado Matamune:

Matamune