Bebés y mascotas.

Muchas veces nos preguntamos a qué es debido que algunas personas desarrollen alergia a los animales mientras que otras no lo hacen. Según un reciente estudio los bebés que viven con mascotas como perros o gatos son menos propensos a desarrollar alergias a éstos animales a lo largo de su vida, que los niños que no viven con mascotas.

Arturo y Miguel Ángel

Los expertos sospechan que una exposición temprana a los alérgenos de las mascotas  hace más resistente al sistema inmunológico, acostumbran al cuerpo a éstos alérgenos. Para que esta inmunidad natural se desarrolle el niño debe estar en contacto con los animales antes o durante el primer año de vida y debe de vivir bajo el mismo techo.

El hecho de que los bebés que viven con mascotas sean menos propensos a desarrollar alergias en su vida adulta no significa que éstos no puedan desarrollarlas,  o que niños que no han vivido nunca con animales, desarrollen en su madurez alergias.

Lúa y Lola