La dentadura ,la Boca

Así como para nosotros los dientes son algo delicado y los cuidamos para evitar futuros problemas; así también lo son para los caballos. Una de las mayores particularidades de la dentadura equina es que sus dientes nunca detienen el crecimiento. Continúan creciendo a lo largo de toda su vida y a veces adquieren puntas filosas que terminan lastimándolo o provocándole algún dolor o incomodidad. Es muy importante que la dentadura del caballo se halle en buen estado ya que de esta manera se evitarán muchas enfermedades causadas por masticar mal la comida.

Los caballos tienen entre 36 y 46 dientes y hacen sólo un cambio en toda la vida, a los 5 años de edad aproximadamente.

Las tareas que realiza cada parte de la dentadura son:

*DIENTES FRONTALES: cortan la hierba

*LATERALES SUPERIORES E INFERIORES: muelen el forraje, con un movimiento de la mandíbula hacia los costados. Si los dientes laterales no son parejos, la tarea de moler no podrá completarse bien y esto puede traer problemas en el aparato digestivo.

A veces los caballos no mastican bien porque tienen alguna molestia en la boca y esto trae enfermedades tales como cólicos que, en algunos casos, pueden ser severos. Para evitar esto recuerde que puede ser vital para el caballo masticar bien aquella comida que lleva a la boca y para eso necesita tener los dientes en buen estado.

Es común que los caballos condenados al estabulamiento sufran muchos problemas dentales; esto se debe a que, como no pueden estar masticando todo el día, sus dientes no se desgastan lo suficiente y comienzan a crecer desparejos provocándole complicaciones.

Claves para saber si la dentadura de un caballo no está en buen estado:

*Se le cae la comida de la boca
*Tiene dificultades para masticar
*Pierde peso
*Mastica mucho la comida (durante mucho tiempo)
*Se siente molesto cuando se le coloca el bocado del freno
*Cuesta dominarlo al montarlo
*Tiene mal aliento
*Presencia de sangre en su boca y descargas nasales
*Se le nota la cara hinchada

Se utiliza el término “flotar los dientes de un caballo” para describir la acción de limar su dentadura para cuidarlo. Se utiliza para esto un objeto llamado flotador que es como una lima con el que se emparejan los dientes.

La flotación se hace en algunos caballos cada cierta cantidad de años pero en otros es necesario hacerlo varias veces en un mismo año, depende de la velocidad en que su dentadura crezca. De todas maneras se recomienda que se haga unarevisación anual de todas las dentaduras para estar completamente tranquilo al respecto.

Al igual que en el humano y todos los animales, los caballos tienen dientes temporales —de leche, como los conocemos— y permanentes, los cuales son muy distintos entre sí. También cabe señalar que los potros pueden o no nacer con dientes. Si nacen con dientes sólo presentan las pinzas superiores.

Dientes temporales: estas piezas son muy blancas, cuadradas y poco móviles.
Dientes permanentes: Comienzan a tomar un color amarillento, son más alargados, de forma triangular y totalmente fijos.

Si el potro nace sin dientes, comienzan a brotar y experimentan el enrase y la muda en las siguientes edades:

edad en los caballos

edad en los caballos

A partir del año o año y medio de edad comienzan a enrasar los dientes.

Enrasar o enrase: quiere decir que el diente ya no está hueco y se ha desgastado por el constante frotamiento, por lo que desaparece el rededor del cornete externo.

El enrase de los dientes no se produce al mismo tiempo en todas las piezas, sucede en diferentes momentos:

edad en los caballos

edad en los caballos

edad en los caballos

CENTRO ECUESTRE LA CAÑADA, estamos a vuestra disposición en Ctra. de Valverde de Leganés, Km. 5,300, 06010 Badajoz y en los tlf. 679 340 669 / 629 237 023

Fuente: herradurasport.net