Día 140: ¿Cuál es tu #reacción y #comportamiento si un #perro ladra? – #TeamLife

Este post es una continuación de:
Día 139: ¿#TúTambién tienes #miedo a que un #perro te ladre? – #TeamLife

REACCIÓN: deseo de que deje de ladrar / irritación si continua ladrando / ansiedad por no saber qué hacer para que deje de ladrar

Me perdono a mi mismo el haberme aceptado y permitido desear que un perro me deje de ladrar para que entonces haga lo que yo quiero que haga y de esa manera para generar una experiencia de superioridad por aparentemente tener control de él, y asimismo entonces para buscar maneras de hacerlo callar.

En el momento y cuando me veo deseando que un perro deje de ladrarme – me detengo y respiro. Me doy cuenta de que no considero de que el perro se expresa a si mismo y que de hecho no soy ni más ni menos que él, sino que uno e igual a y como el perro, y por ende no puedo tener control de él ni tampoco tiene sentido hacerlo callar ya que es su propia expresión el ladrido.

Me comprometo a mi mismo a asegurarme que estoy aquí respirando al escuchar a un perro ladrar, y entonces simplemente seguir caminando.

Me perdono a mi mismo el haberme aceptado y permitido irritarme/generarme ansiedad si un perro sigue ladrándome para así deliberadamente crearme una fricción energética para buscar una manera de hacer callar al perro mediante generarme más y más fricción mentalmente para eventualmente crear la suficiente fricción como enojo para así intentar imponerme sobre el perro.

En el momento y cuando me veo irritado/ansioso porque un perro me sigue ladrando me detengo y respiro. Me doy cuenta de que no considero que es innecesario crear toda una experiencia de la expresión e un perro, y que de hecho lo único que hago es abusar y separarme de mi mismo al crear tal experiencia ya que  en ello no considero que estoy aquí como lo físico simplemente.

Me comprometo a mi mismo a dar un respiro, mantenerme respirando, y seguir mi camino en el momento en que un perro me ladre.

COMPORTAMIENTO: aceleración del pulso cardiaco como intentando ver qué hacer para callar al perro / frunzo el ceño como intentando hacer que se calle y que me tema

Me perdono a mi mismo el haberme aceptado y permitido que se acelere el pulso cardíaco de mi corazón al dar lugar a toda una reacción en el momento en que un perro me ladra y así entonces generándome tal incomodidad física para deliberadamente llevarme a mi mismo a ver qué puedo hacer para que el perro deje de ladrar tras toda esa reacción de hecho, y por ende como un deseo de imponerme sobre el perro.

En el momento y cuando veo que el pulso cardíaco de mi corazón se acelera al escuchar ladrar a un perro – me detengo y respiro. Me doy cuenta de cómo es que no considero mi propio físico al dejarme llevar por una reacción y de cómo es que tal reacción es deliberada para imponerme sobre el perro y buscar que no ladre, en lo cual no considero que ladrar es una expresión del perro.

Me comprometo a mi mismo a levantarme inmediatamente dentro y como el respiro al escuchar o ver ladrar a un perro, y asimismo seguir caminando, como la consideración de cómo es que de hecho no me apoyo a mi mismo al crear una reacción por ello y asimismo de cómo es que abuso de mi cuerpo físico humano para ir tras el deseo de que el perro no me ladre.

Me perdono a mi mismo el haberme aceptado y permitido fruncir el ceño cuando un perro me ladra para así intentar producir miedo en el perro, es decir, intentando hacer que se calle a través de mostrar mi enojo con mi ceño fruncido, y entonces creando toda una ilusión egocéntrica en mi mente en donde soy más que el perro como un punto de ‘si no te callas enfrentarás las consecuencias’, como si que el perro ladre dependiese de si quiero o no que ladre – lol.

En el momento y cuando me veo frunciendo el ceño cuando un perro me ladra – me detengo y respiro. Me doy cuenta de que no considero de que simplemente no considero que el perro ladra como una expresión de él mismo así como yo hablo, y que de hecho no considero de que su expresión no depende de si quiero o no que ladre, sino que tal punto es de hecho mi propia desconsideración del sentido común que es que un perro ladra.

Me comprometo a mi mismo a simplemente mantenerme aquí en y como el respiro y escuchando al perro, como la consideración de que el ladrido es de hecho físico, y por ende asegurándome que no creo una experiencia de ello, y de que simplemente sigo caminando en tal aplicación de escuchar aquí respirando. 

CONSECUENCIA: Creo una asociación de miedo con el perro, para así evitarlo tras el punto de partida de miedo.

Me perdono a mi mismo el haberme aceptado y permitido crear una relación de miedo hacia un perro que me ladra para así buscar evitar e ignorar mi verdadera intención de controlarlo y de que no me ladre, y entonces evitar al perro tras tal punto de partida, generando entonces toda una reacción nuevamente si el perro me ladra.

En el momento y cuando me veo participando en mi mente a través de miedo a que el perro me ladre – me detengo y respiro. Me doy cuenta de que no me apoyo a mi mismo a realmente estar aquí físicamente respirando y asimismo entonces que no considero que el perro y su ladrido es de hecho uno e igual a estar respirando aquí, lo físico.

Me comprometo a mi mismo a traerme inmediatamente de vuelta al respiro al verme participando en cualquier pensamiento, emoción, o sentimiento relacionado a que un perro me ladre, asegurándome que me aplico en y como el respiro en unicidad e igualdad con y como el perro.

En el siguiente post caminaré el siguiente personaje:
“Y asimismo puedo ver ahora otra dimensión, en términos de cómo es que si el perro por ejemplo está fuera de la casa y comienza a ladrarme, de hecho activo un personaje directamente relacionado a que el perro me muerda.”

Continuará – disfruten.

via Blogger http://vidaunoeigual.blogspot.com/2012/10/dia-140-cual-es-tu-reaccion-y.html