Día 142: Cómo podemos #detener el #miedo a que un #perro nos #muerda – #TeamLife

Este blog es una continuación de:
Día 141: ¿#QuéHarías si un #perro te #ladra y #temes que te muerda? – #TeamLifeDimensión de MIEDO:

– Que un perro me muerda

Me perdono a mi mismo el haberme aceptado y permitido temer que un perro me muerda, deliberadamente para en tal relación de miedo entonces intentar suprimir mi deseo de acariciarlo y así entonces es definitivamente una justificación para no ver que el acariciar a un perro de hecho es físico, y entonces claramente buscando tener una experiencia de buena persona por ello, entonces, es como ‘soy buena personas porque quiero acariciar al perro, pero tengo miedo a que me muerda’, y entonces literalmente victimizándome para no ver mi responsabilidad de querer acariciar a los perros sin considerar la realidad.

En el momento y cuando me veo temiendo que un perro me muerda – me detengo y respiro. Me doy cuenta de que es mi responsabilidad tal miedo, en términos de que me dejo llevar por el deseo de acariciar a un perro desconsiderando la realidad de cómo es que hemos creado una relación abusiva hacia los animales, en donde entonces el punto es considerar lo práctico, lo real así que:

Me comprometo a mi mismo a interactuar físicamente con los perros, en términos de asegurarme que no me estoy dejando llevar por mi deseo de acariciarlo, sino que respirando aquí y entonces considerando físicamente cómo responde el perro a mi llamado por ejemplo, y si simplemente no responde, entonces sigo caminando.

– Morir mordido por un perro

Me perdono a mi mismo el haberme aceptado y permitido temer morir mordido por un perro para así crear en mi mente toda una narrativa de cómo sucedería, y por ende justificando deliberadamente el hecho de buscar, a través de tal miedo, saber y controlarme a mi mismo en términos de prepararme para morir bajo el punto de partida de temer morir y por ende tras toda una participación en mi mente en donde puedo generar pensamientos e imaginación para simplemente no estar aquí sino que intentando tener control sobre qué va a sucederme.

En el momento y cuando me veo temiendo morir mordido por un perro – me detengo y respiro. me doy cuenta de que no considero de que estoy aquí respirando en cada momento de cada respiro y que simplemente la muerte es de hecho una certeza, y entonces lo relevante es aquí, es decir, qué consideración práctica puedo tomar en el momento.

Me comprometo a mi mismo a simplemente permanecer respirando aquí y entonces asegurarme que no estoy participando en la mente sino que simplemente aquí, estable.

– Que cambie mi apariencia física

Me perdono a mi mismo el haberme aceptado y permitido temer que mi apariencia física cambie si un perro me muerde para así entonces intentar ver/saber en mi mente cómo me voy a ver si me muerde un perro, y asimismo entonces para intentar saber qué es lo que va a pasar con ello, en términos de que personas me pregunten por ello, y así entonces qué les respondería.

En el momento y cuando me veo temiendo que mi apariencia física cambie si un perro me muerde – me detengo y respiro. me doy cuenta de que no considero de que ni siquiera es aquí tal situación sino que meramente en mi propia mente, y que de hecho lo que ignoro es qué consideraciones prácticas puedo tomar en cuanto a si un perro me muerde, y asimismo de cómo es que al dejarme llevar por el deseo de un perro, si el perro es agresivo, entonces claramente puede significar un peligro.

Me comprometo a mi mismo vivir la consideración del punto práctico en términos de tomar medidas que sean lo mejor para todos en consideración de lo físico, y por ende en este caso, el simplemente no acercarme a un perro que no me ve, y asimismo a asegurarme que me levanto como el respiro y por ende no dejándome llevar por el deseo de llamar su atención/acariciarlo.

– Perder alguna parte de mi cuerpo debido a las mordidas

Me perdono a mi mismo el haberme aceptado y permitido temer perder alguna parte de mi cuerpo por la mordida de un perro, para así entonces deliberadamente participar en personalidades paranoicas en vez de estar aquí respirando, sino que buscando control de ello, es decir, enfocándome en qué es lo que va a suceder, sin realmente ver cuál es mi responsabilidad y asimismo cómo es que crearía tal experiencia.

En el momento y cuando me veo temiendo perder alguna parte de mi cuerpo por la mordida de un perro – me detengo y respiro. Me doy cuenta de que no considero de hecho mi cuerpo físico humano al aceptarme a mi ismo llevarme por tal miedo de perder una parte de mi cuerpo, y asimismo de cómo es que es que por ir ciegamente tras acariciar a un perro de hecho no considero la situación actual de abuso que existe, en donde actualmente algunos perros tienen comportamientos agresivos por haber sido abusados, y entonces en directa relación en términos de cómo es que realmente puedo detener mi abuso de dejarme llevar por una experiencia energética en relación a un perro, ya sea positiva o negativa.

Me comprometo a mi mismo a considerar mi cuerpo físico humano, trayéndome de vuelta al respiro y permaneciendo en y como el respiro levantándome aquí en vez de yendo a la experiencia de miedo y sus consecuencias, y entonces ver directamente mi responsabilidad en mi relación con perros, y así caminar/vivir las soluciones en consideración de lo que es mejor para todos en términos de interactuar aquí en unicidad e igualdad, y no tratando de obligadamente acariciar a un perro.

– Dolor que se sienta por ser mordido

Me perdono a mi mismo el haberme aceptado y permitido temer el dolor que se sentiría si me muerde un perro para así entonces intentar computar tal dolor a través de mi mente, en términos de cómo se experimentaría, y entonces deliberadamente participando en mi mente para saber cómo se sentiría físicamente así entonces para buscar una manera de estar tranquilo con ello, así como ‘oh, así se sentiría, ok, ya no hay problema ya que lo sé’.

En el momento y cuando me veo temiendo el dolor que se sentiría si un perro me muerde – me detengo y respiro. Me doy cuenta de que ignoro que de hecho el dolor es físico y no mental, y que por ende no hay manera de computar tal dolor, y asimismo de que realmente el producirme dolor por ello es literalmente abusar de mi cuerpo físico para entonces generarme una experiencia de tranquilidad por saberlo, y así, dentro de esto, sin considerar que el saber cómo se sentiría de hecho no cambia absolutamente nada, ya que lo relevante es ver mi responsabilidad y cómo es que puedo de hecho prevenir tales situaciones al considerar a un perro como uno e igual y no como un medio para crearme una experiencia.

Me comprometo a mi mismo a detener mi intento de computar cómo es que se podría sentir el dolor de que me muerda un perro, a través de traerme de vuelta al respiro y de hecho sentir físicamente cada parte de mi cuerpo, como el entendimiento vivo de que estoy aquí y que es aquí donde de hecho puedo sentir físicamente, y entonces interactuando en unicidad e igualdad con los perros.

Ok, en el siguiente post caminaré la dimensión de pensamiento de esta personalidad paranoica.

Disfruten.

via Blogger http://vidaunoeigual.blogspot.com/2012/11/dia-142-como-podemos-detener-el-miedo.html